Un Euríbor a la baja sigue abaratando las hipotecas

Un Euríbor a la baja sigue abaratando las hipotecas

Van pasando los meses, cambiándose hojas del calendario, y el Euríbor no cambia de color y sigue siendo rojo. Además, cada mes, cae un poquito más y se sigue hundiendo. En este caso cierra febrero en el -0,191% cuando venía de un enero donde había cerrado en el -0,189%. La cifra de febrero supone un nuevo mínimo histórico.

El Euríbor continúa bajo cero al cierre de febrero de 2018. Un mes más en números rojos del índice por el que se rigen la mayoría de las hipotecas de España. En febrero, además, el mínimo trae acompañado el apellido de histórico y es que el Euríbor toca fondo con el -0,191%
El índice comenzó el segundo mes del año en el -0,191% y llegó a alcanzar el -0,193% en torno al día 20 del mes, para revertir esta tendencia a partir de entonces.

Con estos valores, las hipotecas de 120.000 euros a 20 años con un diferencial de Euríbor +1% a las que les toque revisión tendrán una rebaja de unos 54,12 euros en su cuota anual o, lo que es lo mismo, de 4,51 euros al mes.

El Euríbor se adentró en febrero de 2016 en terreno negativo por primera vez en la historia ante la política ultraexpansiva del Banco Central Europeo (BCE) para apuntalar la recuperación en la zona euro, por lo que ya acumula dos años instalado por debajo del 0%.

Cada mes miles y miles de ciudadanos españoles están pendientes del Euríbor puesto que les toca revisar las hipotecas. ¿Cómo reaccionará en el futuro? La mayoría de los expertos apuntan que durante 2018 el Euríbor continuará en negativo. La inflación en Europa debería llegar al un 2% aproximadamente para que produzcan subidas de los tipos de interés en Europa. Esto no decidirá hasta otoño. Por lo tanto, es posible que hasta el 2019 el Euríbor continúe en negativo. A medio y largo plazo es muy difícil de pronosticar, pero los economistas consideran que si la economía europea continúa por esta senda el Euríbor podría superar el 2% pero nunca en un periodo inferior a cinco años.

Algunos expertos recomiendan que al hipotecado medio reducir deuda. Aprovechar está disyuntiva. Y si vamos a firmar una hipoteca variable conviene cerciorarse muy bien de que el banco no instale la cláusula cero. Es un buen momento para hipotecarse puesto que el diferencial ha ido bajando en los últimos años debido a la situación económica, las políticas del BCE y el Euríbor en negativo. Siempre es necesario, antes de tomar una decisión, asesorarse por profesionales independientes.

Si tienes cualquier duda o quieres ampliar información puedes ponerte en contacto conmigo, a través del espacio de consultas inmobiliarias, o me puedes localizar en BON LAR Asesores Inmobiliarios, especialistas en Rivas Vaciamadrid, en el teléfono: 91 666 11 00.

Sin Comentarios